16 de maig 2012

- Peugeot WEEK-END (1972) Movesa

 Aquesta petita Peugeot amb rodes de 20' té més anys dels que aparentava. Rebuscant entre els catàlegs Peugeot l'he localitzada al brochure de 1971-72, amb el nom de Week-End. Aquesta versió (la DA 22) és desmontable (que no plegable! no és el mateix, aquesta es separa en dos trossos per la meitat ! )


Movesa imagino que era una filial de Peugeot a Espanya que construia motos, no he trobat gaire res d'informació, només fotos de motos al google.
Segurament a  França aquest sistema de desmontar la bici no va tenir continuitat en els anys següents ja que als catàlegs successius no es repeteix. Si bé la bici queda fermament tancada i el sistema és robust i fiable, segurament amb el sistema plegable normal era més que suficient per encabir la bici al cotxe, més pràctic, i amb menys complicació en la fabricació i muntatge... bé, són deduccions, el fet de trobar-la amb accessoris Made in Spain com Notario, Olimpic, Rinder...  fa suposar també que Peugeot França deuria tenir excedent de quadres d'aquests i es van acabar de muntar en versió Movesa ... ? 1973-1974?
Per ara sembla una explicació coherent.


La bici va tenir la sort de trobar-nos a en Xavi i a mi just al baixar d'un remolc de ferralla, en Xavi  se la va quedar i jo l'he posat en solfa. També puc dir que la sort va ser nostra, ja que estava en molt bon estat, havia rodat molt poc i, exceptuant alguns racons on el blanc s'ha tornat groguenc, tota la bici fa molta patxoca, amb els cromats i calques gairebé perfectes i un estil retro-setentero més accentuat que amb les "spanish blue summer" clàsiques conegudes.







El sistema per partir la bici és molt ràpid i estèticament aconseguit, descargolant la palanca la bici queda en dos trossos. El cable de fre actua amb dues peces que fan de lleva, i el cable elèctric del llum travessa interiorment per contacte quan la bici és tancada.


 


 Gràcies Xavi per l'encàrreg !!

P.D. 23 maig 2012.
i per la info de MOVESA (Motores y Vehículos SA) de Vitoria !

Comenzaba la década de los cincuenta. En ese momento del calendario, hací­a casi el doble de años que la Guerra Civil española habí­a terminado que la segunda gran contienda bélica mundial; sin embargo, por el aislamiento en que vivíamos, nuestro paí­s avanzaba a un ritmo diferente al del resto de los territorios europeos, es decir: más lentamente. Casi sin darnos cuenta nos estábamos quedando descolgados del proceso evolutivo de nuestros vecinos, con el agravante de que una de nuestras carencias más fatí­dicas era la de adolecer de tecnologí­a propia.

Con nuestras fronteras cerradas y ante la imposibilidad de poder importar motocicletas con las que poder paliar las necesidades de transporte ligero de la sociedad, aparte de la proliferación de fabricantes autóctonos, la solución permitida por el gobierno, era la fabricación bajo licencia de otros paí­ses de sus motocicletas en nuestro propio territorio. Una de las firmas que nos vendió tecnologí­a fue la francesa Peugeot, que a través de su licenciataria MOVESA (MO.tores y VE.hí­culos SO.ciedad A.nónima) dio curso a la entrada de sus motocicletas en nuestro territorio. Las instalaciones de este fabricante se ubicaron en Vitoria, Capital de la provincia de Álava. Esta empresa inició su andadura en el ejercicio del año 1952, cuando presentó de manera oficial su primer prototipo en la feria de muestras de Barcelona. En realidad se trataba de una motocicleta de 125 cc que tení­a un diseño tan sencillo, que incluso carecía de suspensión trasera; por lo que tras meditarlo, fue desechada la idea de fabricarla en serie. Su sustituta, la que finalmente sería la primera Peugeot Made in Spain, sería la 55 TC. Esta motocicleta, que poseía una estática acorde a las tendencias de sus contemporáneas nacionales, anotaba su precio en la mitad de la tabla clasificatoria; es decir, que sus poco más de 18.500 pesetas (variaba según versiones), la situaban por encima del costo de una económica Lube 125, pero por debajo de las Rondine entre otras.

El siguiente modelo fue lanzado en 1957, estaba denominado 57 TC, de ella se lanzaron diferentes versiones basadas en mejoras que afectaban a la parte estática en forma de equipamiento; siendo bautizadas como TT, TTC y TTL. El resultado final fue un éxito, pues gracias a su equilibrado costo de venta y su buena calidad general, lograron que en tan solo seis años se vendiesen nada menos que 22.000 unidades en nuestro territorio. Tras lanzar al mercado, en el año 1959, un nuevo modelo de superior cilindrada, cuya denominación comercial era 150 TB; la factorí­a Peugeot de Vitoria se vio inmersa en la crisis de los sesenta, que dio al traste con gran parte de la industria motociclista nacional; por lo que se introdujo en la fabricación de los económicos ciclomotores, hasta que en 1983 ceso su producción en nuestro país.
 

4 comentaris:

  1. Gràcies a tu per posar-la en solfa :)))

    Ha quedat perfecte i va de meravella :) M'agrada molt l'estil retro-setentero :)com dius, diferent al de les "spanish blue summer" :)

    Salut!!!

    ResponElimina
  2. Acabe de fer-me en una igualeta, pero color groc! Esta una miqueta mes gastada que esta!
    Enhorabona per el Blog!

    ResponElimina
  3. La bicicleta se parte en dos por que traia otra parte que se le acoplaba la parte de atras y se hacia un cicloestatic.Yo tambien tengo una igual pero como no me falta el acople.

    ResponElimina
  4. El otro día me pusieron una en bandeja y me asusté, ahora lo pienso y es genial eso de dividir. Si me sale barata igual me la cojo, pero para mí, por primera vez. Gracias por el comentario del otro día en mi blog, me dió que pensar. Tu blog emana profesionalidad, algo así como lo contrario al mio jj, pero bueno tampoco lo intento (lo mio es recuperar y no restaurar). Gracias por exponer tanto saber.

    ResponElimina